Lady Liberty

Contáctenos

/es-mula-ciega-libro/
 
 
 
 

Esperamos poder servirle pronto y responder a sus preguntas lo mas pronto posible.

Cómo llegar a nuestras oficinas

Russell S. Babcock
Abogado Penalista - Especialista Certificado

1901 First Avenue, Suite 138 San Diego CA 92101

 

LA MULA CIEGA

Russell Babcock abogado defensor federal en San Diego acaba de terminar su primera obra de ficción, “The Blind Mule”.

Russell se ha basado en su amplia experiencia de defensa criminal federal para escribir una historia de suspenso sobre un viajero que está detenido con la cocaína en el área de San Diego / Tijuana frontera internacional, pero que proclama firmemente su inocencia. A diferencia de muchas novelas policíacas, Russell ha descrito los procedimientos policiales y de juicio penal federal con exactitud. Russell escribió esta novela principalmente como una forma de educar al público sobre la difícil situación de las mulas ciegas; pensó que un thriller criminal de ritmo rápido que fuera realista y asi captar la atención de más lectores que una obra académica. El libro la Mula Ciega está disponible ahora en www.blind-mule como la edición de Kindle de Amazon haciendo click aquí.

la mula ciega

 

Capítulo 1


Mark Porter, reconocido abogado de defensa criminal, se quedó mirando hacia la fotografía que sostenía en su mano. La sonrisa de Camila era valiente, serena, excepto solo con un indicio de falsa valentía eso significaba que debajo de todo esto estaba atemorizada. El bebé, Esperanza, estaba envuelta en un chal de encaje rosa, tejido por la madre de Camila. La mano de Mark comenzó a temblar, y la imagen se volvió borrosa. Su pequeña hija a quien todavía tenía que conocer. Mark coloco la fotografía hacia abajo sobre la mesa de madera de teca >y echó un chorrito de Ron de Caldas en su taza de café. Todo estaba tranquilo en su lujosa oficina demasiado tranquila para estar en el centro de San Diego. Se bebió el ron de un solo golpe, demasiado rápido para disfrutar de este y luego se sirvió otro. El tictac del reloj en la pared lo irritaba. Y los latidos de su corazón le recordaron que su destino estaba corriendo hacia élEl teléfono permaneció en silencio. En la facultad de derecho, los profesores enseñan lo que son las evidencias, la práctica de procesos judiciales, procesos criminales pero no a tener paciencia. Nadie le puede enseñar a un abogado litigante cómo tener paciencia y Mark Porter nunca desarrollo la habilidad para hacerlo con elegancia, ni siquiera ahora, cuando el veredicto se esperaba era el suyo propio. Los meses pasaron tan rápido. El año nuevo llegó con la inusual urgencia con la contratación de un nuevo socio legal, Jason Spurlock, a quien Mark ahora le confiaba su vida. Y luego estaba Camila. En un viaje de negocios a Medellín"Colombia a principios de año, Mark se enamoró. Después de décadas de hambre, de espera, de soledad, por fin ahora lo tenía todo. Pero sabía que podría perderlo todo en cuestión de segundos. El teléfono sonó, trayéndolo nuevamente hacia la realidad. Sabía lo que podría significar esta llamada. Respondió, incluso antes primer timbre hubiese terminado. "Sí," dijo con voz entrecortada, tratando de mantener el control de su respiración. "Tenemos un veredicto," el empleado del juez Jenkins anunció con su monótona y seca voz, y colgó antes de darle a Mark la oportunidad de decir nada. Mark dio un último profundo trago de ron antes de caminar las tres cuadras hasta el palacio de justicia federal.


©2010 Russell S Babcock Abogado Bilingüe Español-Inglés de Defensa Criminal en San Diego California.